El corazón de la literatura mexicana es negro

Publicado en lja.mx

El corazón de la literatura mexicana es negro, señaló Elmer Mendoza en la conferencia que impartió en la Universidad Autónoma de Aguascalientes con motivo del Encuentro de Novela Negra. 

Los autores de literatura negra nos hemos apropiado del corazón de esa literatura, por las historias que estamos contando, porque nunca rehuimos contar el país y la época en que vivimos, las ciudades que habitamos, señaló el autor de Besar al detective, indicando que los autores de literatura negra mexicana se caracterizan por su intención de contar un país, representarlo, en sus partes crudas, pero también en sus partes folclóricas, inolvidables, en las que pueden ser orgullo, en las que duelen pero también en las que se disfrutan, en las partes que merecen humor, la novela negra tiene todo eso.

Mendoza caracterizó a la literatura negra mexicana como una novelística decididamente contemporánea en la que los procesos de escritura empleados por los autores son de vanguardia: “pueden encontrar a los mejores autores del género que quieran y verán que andamos recorriendo las mismas formas, formas que pertenecen a esta época y que tienen que ver con el tono, con el ritmo, ese instrumento narrativo que es lo que hace que un lector se enganche, los policiacos cuidamos mucho esas formas, siempre vamos al plexo solar, como a la parte más emotiva de las personas, crear atmósferas pensando en que le van a llegar al lector”.

Con motivo de la celebración del décimo aniversario de la librería de la UAA, se está realizando el primer Encuentro de Novela Negra en la Universidad Autónoma de Aguascalientes, en el que se desarrollan presentaciones de libros, funciones de cine y conferencias; en este contexto impartió una conferencia Elmer Mendoza, donde también habló sobre el papel que juegan los lectores: “Todos nuestros lectores son detectives, a la hora de plantear el desarrollo de la trama hacemos con sumo cuidado, a un autor al que le descubren en las primeras páginas quién es el culpable, pues hay una desilusión, el detective que es el lector dice: no la hace, pero cuando llegan al último capítulo y no saben qué está pasando, tienen una serie de teorías sobre quién es el culpable, el lector se siente bien, nosotros trabajamos muchísimo eso. Son novelas que exigen, hay una voluntad de estilo, cada autor intenta establecer su personalidad narrativa, encontrar la forma personalísima de contar una historia, de contar un delito, la forma en que se trabaja eso, en que se enriquece, es como los arreglos que hacen los músicos, eso es lo que hace a la novela negra diferente”.

Continúa leyendo en http://www.lja.mx/2016/04/el-corazon-de-la-literatura-mexicana-es-negro/

Etiquetas: ,

Todavía no hay comentarios ¿Quieres poner el primero?

Deja un comentario

FacebookGoogle PlusInstagramTwitter